Blog gratis
Reportar
Editar
¡Crea tu blog!
Compartir
¡Sorpréndeme!
Poesia Y Política
Blog de RicardoLuis Plaul
07 de Marzo, 2011    Pedagogía

Qué son los Proyectos en el lenguaje didáctico


Ricardo Plaul

La profusa bibliografía existente de los últimos años ha creado algunas confusiones en torno a este tema. Mi propósito es tratar de llegar a algunas precisiones con fines operativos.
En términos generales el concepto de Proyecto está asociado a una conducta de anticipación que supone el poder imaginar algo que aún no ocurrió. Al "proyectar" habitualmente estamos pues mirando hacia el futuro, bosquejando algo, diseñando futuros deseables. En este sentido un proyecto es pues la anticipación de lo que queremos, algo que aspiramos que se concrete. Así ha sido definido como " el conjunto de actividades que se propone realizar de manera articulada entre sí para resolver problemas o satisfacer necesidades.
En educación el término proyecto ha estado asociado a técnicas de enseñanza propuestas por la Escuela Nueva para renovar la misma, a través de algunos pedagogos famosos como Decroly, Kilpatrick, Freinet, Dewey y otros.
En nuestro país y en el marco de la Reforma Educativa asistimos al resurgir del concepto, a veces utilizado indistintamente como una forma de planificación o como una estrategia de intervención docente.

EL PROYECTO COMO EJE VERTEBRADOR DE LA PRÁCTICA
Al referirnos a los niveles de especificación del Curriculum surge el término Proyecto al referirnos a los niveles institucional y áulico.
* PROYECTO EDUCATIVO INSTITUCIONAL (PEI)
Es considerado como un contrato que compromete y vincula a todos los miembros de la comunidad educativa en una finalidad común. Debería ser el resultado de un consenso que se plasma después de un análisis de datos, de necesidades y expectativas (evaluación diagnóstica). Es un instrumento que enumera y define los rasgos de identidad de la institución, formula los objetivos que pretende y expresa la estructura organizativa de la institución. Debería ser el marco de referencia que fundamente las decisiones que permanentemente se toman en la escuela.
Es la herramienta esencial de la gestión institucional, en la medida en que permite que las prácticas pedagógicas sean el resultado de una acción deliberada y conscientemente planificada por los actores institucionales en el marco de las líneas políticas nacionales y provinciales.
Apunta a identificar, explicitar, comprender y transformar los diferentes ámbitos y procesos de la vida institucional. Es la oferta cultural y educativa de la escuela hacia la comunidad.
Su elaboración requiere que se compartan criterios, condición para que la acción que se desarrolla en la escuela sea coordinada y coherente. Los criterios compartidos y los acuerdos sirven de guía de acción para todos los miembros de la institución.
Se lo puede pensar como el camino que expresa la distancia entre la escuela que tenemos y la escuela que queremos. Será necesario pues, partir de la construcción de una imagen compartida de la escuela que tenemos, cuáles son sus fortalezas y debilidades, cuáles son los aspectos sobre los que se puede actuar para producir los cambios que acerquen a la escuela que queremos. Los actores involucrados enuncian hipótesis acerca de por qué su escuela es como es y cómo ha llegado a ser así.
De este modo se construye la definición de la identidad institucional. Esta expresa las características que la hacen especial y diferente de otras escuelas.
La visión apunta a la definición y explicitación de la escuela que queremos. Esta tiene sentido si es construida y compartida por todos los actores que forman parte de la institución. Estos son los docentes, los alumnos, los directivos, los padres, el personal administrativo, instituciones de la comunidad, vecinos, gremios, y otros que la escuela juzgue necesarios.
Entre todos precisan y seleccionan los problemas más relevantes y establecen los compromisos de acción para abordarlos.
A través del PEI cada escuela construye su propio modelo organizativo y de gestión, a partir de sus necesidades, su realidad y las personas que la integran. Debe tratarse de un instrumento realista y operativo y no de un documento formal para archivar.
Participar en el proyecto significa que cada uno de los miembros de la comunidad educativa opine, decida, ejecute y evalúe la gestión educativa, de acuerdo con los saberes profesionales y con los lugares que se ocupan en la institución.
En el marco de la descentralización propuesta por la Reforma, el PEI debería posibilitar que cada institución asuma un rol protagónico como mediadora entre las líneas políticas concebidas por las autoridades y la realidad concreta de cada lugar. El PEI es el puente que enlaza la macropolítica con la micropolítica de las instituciones.
El PEI debería tener una dinámica que hiciera de su elaboración un proceso permanente. Sus modificaciones serán el resultado del proceso de discusión, evaluación y ajuste constante del mismo.
El PEI se basa en demandas concretas de quienes interactúan en la escuela. Demandas que articulan las dimensiones técnico-pedagógica, organizacional-administrativa y la socio-comunitaria. Las acciones se proyectan desde todas las dimensiones y comprometen el trabajo de toda la comunidad educativa.

* EL PROYECTO CURRICULAR INSTITUCIONAL (PCI) COMO COMPONENTE CURRICULAR DEL PEI

El PCI se focaliza en la dimensión pedagógico-didáctica de la institución. En él se concretan los diseños curriculares provinciales en propuestas de intervención adecuadas a un contexto específico.
El PCI es el proceso de toma de decisiones articuladas y compartidas por el equipo docente a partir del análisis del contexto de la institución, tendiente a darle mayor coherencia a su práctica.
Los docentes pueden poner en juego su capacidad de autonomía y de iniciativa personal en la elaboración del PCI sin verse reducidos a ser meros ejecutores de un plan generado en forma independiente a sus condiciones de realización.
En la medida en que los docentes sean realmente los constructores del PCI encontrarán el ámbito apropiado para reflexionar sobre sus prácticas y teorizar sobre lo educativo avanzando en la profesionalización del rol.
El PCI puede ser considerado pues como " el instrumento de que disponen los actores escolares para concretar las decisiones curriculares que se han de tomar colectivamente a fin de definir los medios y las características de la intervención pedagógica de la escuela y dotarla de coherencia en los diferentes niveles o ciclos de la enseñanza".
Las prácticas desarrolladas en un ciclo o área cobran sentido cuando se insertan en este proyecto global que las justifica.
Se opta sobre los componentes curriculares atendiendo a las demandas del contexto y según las intencionalidades o finalidades educativas definidas en el PEI y teniendo en cuenta las prescripciones especificadas en el Diseño Curricular Provincial.
En el PCI se explicitan los objetivos y contenidos de aprendizaje de las diferentes áreas en cada uno de los ciclos, la secuenciación de los objetivos y contenidos a lo largo de los diferentes ciclos y niveles de la enseñanza, las opciones metodológicas y el qué, cómo y cuándo evaluar.
En la medida en que el PCI permite la participación de los docentes en la elaboración de intenciones y formas de intervención pedagógica se convierte en un proyecto de trabajo, que los docentes como grupo pueden definir, someterlo a prueba en la acción, controlándolo, corrigiéndolo, discutiendo y avanzando en conocimientos. En este sentido este instrumento de trabajo se constituye en un instrumento de perfeccionamiento para los docentes.
Fases en su elaboración:
* Identificación de puntos débiles y fuertes en el desarrollo curricular de la institución.
* Características de la escuela que queremos en lo curricular. Determinar:
* ¿Qué hay que enseñar? : objetivos generales de la escuela, objetivos y contenidos de las áreas.
* ¿Cuándo hay que enseñar?: objetivos grales de área por ciclo, secuenciación de los contenidos: distribuir temporalmente los contenidos de cada área.
* ¿Cómo hay que enseñar?: criterios metodológicos para cada ciclo y metodología de cada área.
* ¿Qué hay que evaluar, cuándo y cómo?: criterios y estrategias de evaluación por área.

* PROYECTO DIDÁCTICO O PROYECTO DE AULA

Si el Curriculum no es sólo un documento prescriptivo o indicativo, sino que también incluye su desarrollo e implica un proceso de investigación y de acción, un modo de llevar a la práctica nuestras intenciones pedagógicas; el Proyecto de Aula, como especificación del curriculum en el espacio del aula, implica la planificación y el desarrollo de un conjunto de acciones articuladas con el objetivo de ofrecer solución a alguna problemática, responder a alguna demanda o necesidad, investigar alguna temática de interés y/o lograr algún producto material o no. Su planificación tiene en cuenta el aprendizaje de contenidos curriculares. Forman parte de la planificación anual del docente (o de un grupo de docentes) y se articulan con el PEI y el PCI.
Constituyen la explicitación clara, precisa y coherente de una idea-acción a concretarse en un determinado lugar y tiempo. Como construcción flexible es abierta, en constante proceso de reflexión-acción. Puede tener un enfoque disciplinar, multidisciplinar o interdisciplinar.
Un proyecto puede estar constituido por subproyectos articulados por un eje transversal. Eje transversal son aquellos contenidos de interés general y actualidad que recogen e integran demandas y problemáticas sociales, culturales, económicas, etc.
Los proyectos se diseñan en el marco teórico de una concepción constructivista y globalizadora del aprendizaje y de la enseñanza, constituyéndose en un instrumento valioso para darle coherencia y significatividad al conjunto de acciones orientadas a la comprensión, por parte del alumno, de la realidad social, económica, política, cultural e histórica con la que interactúa.
Algunos autores señalan que el producto es lo definitorio del proyecto y que precisamente es la articulación de las actividades para obtener este logro final lo que diferencia al proyecto de la Unidad Didáctica o Temática. Otros hacen hincapié en el problema con que se inician. Desde mi postura ambos elementos son importantes en la medida en que se constituyan en medios para provocar el aprendizaje significativo del alumno y no respondan sólo al interés de "mostrar" a otros ciertos logros grupales o de adecuarse a la moda pedagógica de turno.
El proyecto puede ser "una posibilidad privilegiada para cargar de sentido los aprendizajes" siempre y cuando promueva procesos de construcción social de conocimientos tendientes a la comprensión y transformación de la persona y de la realidad en que está inmersa.
Tanto la resolución de una situación problemática significativa, a través de acciones articuladas, como la elaboración, construcción o realización de una producción, pueden constituirse en factores altamente motivadores para el alumno.
No todos los contenidos, provenientes de diferentes áreas, pueden encontrar su lugar dentro del o los proyectos diseñados. Algunos contenidos requieren su espacio propio para su enseñanza y aprendizaje y deberán quedar al margen del proyecto, no forzando su inclusión. Tal vez se haga necesaria la planificación de unidades didácticas que los incluyan.
Se sugiere explicitar como elementos constitutivos de la planificación del proyecto:
* Denominación o Título
* Naturaleza del Proyecto: a) descripción: qué se quiere hacer, b) fundamentación o justificación: por qué se hace, razón de ser del proyecto, origen del mismo, necesidad, motivo, interés, c) marco teórico-conceptual: supuestos básicos subyacentes, concepción de aprendizaje y de enseñanza que lo orienta.
* Objetivos generales
* Contenidos (aportes integrados del área o áreas que intervengan)
* Actividades
* Recursos
* Estrategias Metodológicas
* Producto
* Cronograma
* Evaluación/Ajustes
* Bibliografía del alumno y del docente

Al ponerse en marcha, el proyecto de aula se convierte en un proyecto de trabajo, en una estrategia didáctica que favorece la motivación y la contextualización de los aprendizajes. Propicia la aplicación de los aprendizajes en otras situaciones dentro o fuera de la escuela. Tiende a provocar un aprendizaje significativo que atiende las dimensiones cognitiva, socio-afectiva y motriz. La enseñanza se realiza en torno a temáticas o problemáticas relacionadas con la realidad que rodea al alumno y que están vinculadas con su vida, sus intereses y necesidades.
Se toma como punto de partida los saberes previos del alumno, como construcciones sociales que se articularán con los nuevos conocimientos provocando un cambio conceptual.
El curso de acción que supone la realización del proyecto implica la realización de las actividades propuestas, tanto a nivel individual como de grupo, para tratar los contenidos. En el desarrollo de proyectos de trabajo se destaca la importancia de los procedimientos para facilitar el tratamiento de la información y adquieren relevancia las estrategias de aprendizaje que contribuyen a favorecer la autonomía de los alumnos a través de la reflexión sobre la forma en que construyen sus propios aprendizajes.



Palabras claves , , , , ,
publicado por ricardolplaul a las 19:50 · Sin comentarios  ·  Recomendar
 
Más sobre este tema ·  Participar
Comentarios (0) ·  Enviar comentario
Enviar comentario

Nombre:

E-Mail (no será publicado):

Sitio Web (opcional):

Recordar mis datos.
Escriba el código que visualiza en la imagen Escriba el código [Regenerar]:
Formato de texto permitido: <b>Negrita</b>, <i>Cursiva</i>, <u>Subrayado</u>,
<li>· Lista</li>
SOBRE MÍ
FOTO

Ricardo Plaul

escribir poesía, reflexionar sobre la realidad.

» Ver perfil

CALENDARIO
Ver mes anterior Julio 2018 Ver mes siguiente
DOLUMAMIJUVISA
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031
BUSCADOR
Blog   Web
TÓPICOS
» Cooperativismo (7)
» Eventos (0)
» Pedagogía (50)
» Poesía (175)
» política (191)
» Proyectos (4)
» Relatos cortos (23)
» Sociedad (59)
NUBE DE TAGS  [?]
SECCIONES
» Inicio
ENLACES
FULLServices Network | Crear blog | Privacidad